Nos remontamos al origen de Palermo y de sus sub-barrios centrándonos en “Palermo Viejo”, área desarrollada al compás de la inmigración, barrio periférico retratado por Carriego y Borges. Recorremos Villa Alvear, el antiguo microbarrio obrero que tiene su epicentro en la Plaza Cortázar; una zona de pasajes, casas chorizo, “compadritos”, arrabales y “fundaciones míticas”. Convertido en el referente por excelencia de la comida étnica y el diseño alternativo, Palermo “Viejo” pervive como un auténtico “barrio”, redescubierto en esta caminata.